Noticias

Ayesa logra tres grandes contratos de supervisión de carreteras en Polonia

Ayesa crece en Polonia dentro del sector de las infraestructuras del transporte. La compañía ha logrado tres grandes contratos en el último trimestre de 2018: la supervisión de la autopista A1 y de las nacionales DK91 y DK73.

La A1 es un gran proyecto que unirá de norte a sur el país, desde Gdańsk en el mar Báltico pasando por los voivoidatos (región) de Lódz y de Silesia hasta la frontera con República Checa. Ayesa supervisará una de las cuatro secciones en las que se ha dividido el trayecto Tuszyn-Pyrzowice, de 63,8 kilómetros de longitud. Concretamente se trata del tramo C (16,7 kilómetros), desde el nudo de Kamieńsk al de Radomsko, por 1,8 millones de euros. Incluye 17 estructuras como viaductos, puentes, cruces y drenajes. La inversión total en esta parte de la vía, que se realiza bajo un esquema público-privado, asciende a 163,5 millones de euros.

Otro de los contratos es la circunvalación de Morawica y Wola Morawicka, perteneciente a la carretera nacional 73, que une Kielce con Busko y Tarnów. La Dirección General de Carreteras Nacionales y Autopistas adjudicó a Ayesa la supervisión del diseño, ejecución de obras y gestión del contrato, por 1,5 millones.

Y el tercer contrato tiene el mismo objeto pero sobre la ampliación del paso elevado y del cruce de la vía nacional nº 1 (91) en Przechowo, voivodato de Kuyavia-Pomerania, por casi un millón de euros.

Artur Majczak, director de Ayesa en Polonia desde agosto de 2012, destaca que estas adjudicaciones confirman a Ayesa como una de las principales ingenierías en supervisión de carreteras en Polonia.

“En el último año hemos terminado grandes trabajos, también dentro de la autopista A1 y dos relativos a supervisión ferroviaria. Pero, en cualquier caso, todos eran de menor tamaño que los últimos logrados”, subraya.

Actualmente, la delegación está desarrollando 14 contratos, aunque de diferente relevancia. “Los últimos tres proyectos son muy importantes porque nos devuelven a la primera línea en carreteras”.